Aprobado el Código de Buenas Prácticas para los Administradores Concursales

Un código de conducta que nos permitirá abordar en toda su plenitud las debilidades del sector.

La Asociación Profesional de Administradores Concursales (ASPAC) ha aprobado en su asamblea anual el primer Código de Buenas Prácticas para los Administradores Concursales en España con el objetivo de otorgar transparencia al sector. 

Tenemos la obligación de propiciar un marco adecuado para trasladar a la opinión pública que nuestro trabajo profesional se realiza con la debida diligencia y agilidad con el objetivo permanente de salvar a la empresa y garantizar, tanto los puestos de trabajo, como un proceso ordenado en la atención a sus acreedores. 

Si bien, es necesario trasladar al mundo de la empresa que una declaración temprana, producida ante los primeros síntomas de riesgos de insolvencia favorece, con toda seguridad, las posibilidades de ordenar la estructura financiera y reflotar el proyecto, fin último de todas y cada una de nuestras actuaciones.

Con el Código de Buenas Practicas, todos los miembros de esta asociación profesional nos comprometemos a actuar con plena integridad, objetividad e independencia, sin tolerar sesgos o conflictos de intereses, bajo criterios de estricta competencia profesional y la debida confidencialidad.

Tenemos el convencimiento que este Código deontológico marcará un antes y un después en la forma de contextualizar en España el significado de un concurso de acreedores. 

7 comentarios en “Aprobado el Código de Buenas Prácticas para los Administradores Concursales

  1. La calidad comienza por el trabajo bien hecho. Fijar unos standares de trabajo y hacerlos públicos es un paso fundamental en la senda de la profesionalizacion de la
    Administración
    Concursal

  2. Un gran paso. Con ello el trabajo del administrador concursal generará más confianza y será más exitoso. Debe ser un objetivo prioritario.

  3. Muy buena noticia.
    Esto servirá para acreditar más el trabajo de los administradores concursales y para generar más confianza entre los afectados por los concursos.

  4. Muy interesante. Es una gran herramienta para cambiar la percepción de la sociedad sobre los concursos y los administradores concursales.

Responder a Sara Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *